Desde el Estigia y a través del Leteo.

Soy Pepe y estoy aquí, ¿puedes verme? Sólo quiero mirar y hablar un poco, mirando a través del río terrible que es el Estigia, y pasando con cuidado por el Leteo, que en cualquier momento y descuido se comerá todos los recuerdos.

Mi foto
Nombre: Pepe
Ubicación: Ninguna, Región este.

Érase yo, y me perdí, desde entonces vago. Me gusta platicar, me gusta admirar, me gusta contar, y si no hay nada más, vamos a gritar. Si la tranquilidad es adecuada, dormiré, mayor delicia no hay.

miércoles

¿Y este olor... ? Es de lluvia.

Esta nostalgia que nunca cesa Karl...

Mientras recostado escucho el silencio de la ventana, alguna ráfaga de aire interrumpe el monólogo. El viento trae una esencia conocida, nostalgia del recuerdo. Hay algo extraño, algo que no coincide del todo.

Haciendo memoria, con un ligero esfuerzo me doy cuenta.

Es la nostalgia de una nostalgia.

Desde el primer instante que lo viví ya era nostálgico.

Lo vivo de nuevo, ese aroma de lluvia me quiere recordar algo, está lleno de recuerdos vacíos. Y desde la primera vez, desde siempre, fue una sensación profunda pero sin contenido.

Si la nostalgia es el añorar algo que ha pasado, el desearlo de vuelta, el extrañarlo, ¿cómo puede haber nostalgia por algo que nunca pasó, nunca se deseó, nunca existió en manera alguna?

Y tras otro momento de reflexión, se me presenta...

En aquel momento que dejé atrás la angustia, sabiendo que la nostalgia no venía de nada, que existía por sí misma, en ese momento, pude descansar disfrutando aquella sensación que me quiere llevar a las lágrimas.

Incluso si no puedo recordarlo... incluso si nunca existió... lo siento... me llena por dentro y desea escapar... desea una lágrima como transporte, una lágrima que es féretro, sepelio y tumba...

Porque este tipo de sentimientos, mueren al ser liberados en lágrimas de incierto recorrido...





Nos vemos.

3 Comments:

Blogger Esmeralda said...

La lluvia. Hoy al fin las nubes se pusieron de acuerdo y puedo sentir las gotas que chocan en la ventana.
Hay nostalgias que las lágrimas las calman. Pero son como las células madre. Inmortales.

21:45  
Anonymous Lizzy said...

Lluvia y tristeza. No sé el porqué para mi siempre la primera como que me remonta a la segunda. Sin embargo ahora me alegra cada vez que las nubes se posan y agandallan el cielo para ellas...sólo para ellas.
¡Al diablo las estrellas en la noche!
¡Al nabo el sol!
¡Viva la griseidad!

23:13  
Anonymous Anónimo said...

Vlagamé! bueno , esa nostalgía es sentirse bien, encontrarte agusto contigo a solas.

Prefiero aveces la nostalgia que la alegría, es más profunda.

Qué bueno que estes contento contigo.!

23:15  

Publicar un comentario

<< Home